Todo lo que usted siempre quiso saber sobre mi sexo y no temía preguntar

En mi ya arraigada costumbre de escribir post simple y llanamente por hacer la rosca al alguien ya sea o no veladamente -aunque sigo convencida de ser lo menos sutil que se ha parido jamás y el concepto de “velar” en cuanto a sinónimo de atenuar se refiere nunca ha sido mi fuerte, no así la primera acepción de permanecer despierta durante la noche; actividad que por muy diversas y no siempre voluntarias razones he prácticado a menudo en los últimos tiempos y si no añado un “ja!” a esto, es porque no pretendo ironía alguna en mis palabras, aunque cada uno lee como le sale de la punta del nabo y esto último sí ha de ser entendido en su sentido no literal, por favor – he decidido exponer alegremente este fascinante tema de título tan goloso dada la preocupación generalizada aunque muy dispar de tipo y muy diversa en intensidad – la preocupación, digo, no mi vida sexual que al fin y al cabo es normal (ni mucho ni poco, sólo lo justo).-

Pues bien, es cierto que no hago el amor. Me he quitado. Se me pasaron un día las ganas y vaya usted a saber por qué no han regresado en meses. No se trata de una enfermedad venérea o un hartazgo de filantropía (aka exceso de fornicio en el pasado) ni siquiera, como algunos habéis apuntado, una apuesta perdida o un requisito para ganarla… No, qué va, es que el sexo es sucio, aburrido y está tremendamente sobrevalorado. Y además despierta mi vena interpretativa de un modo vergonzante a la par que frustrante pues finjo y me arrepiento pero luego no se lo puedo contar a nadie ni tampoco evitar fingir en el siguiente intento. Es algo terrible. Posiblemente tras estas, mis deprimentes palabras, pensaréis que soy frígida. Yo de hecho, que me conozco desde hace tiempo, mientras escribía el último párrafo empecé a resultarme sospechosa… La verdad es que sí sé qué es lo que se siente y de hecho lo siento y sino me creéis, tengo pruebas: ¿a que el orgasmo es igual que la sensación de hacer pis tras aguantarte durante mucho tiempo junto con un estornudo con carga y unas cosquillas en la planta de los pies muy suaves muy suaves; todo ello comprimido y posteriormente multiplicado en intensidad y tiempo (unos segundos más, vaya) con olor a verano y un ligero escalofrío en la nuca?

¿Lo véis? Sé perfectamente lo que me pierdo ¡y me la sopla! Llamadme osada!

Uh Uh uuuuhh Like a virgin! yiiija!

6 comentarios

  1. No sé si ha sido peor la duda o la respuesta, y tampoco estoy seguro de querer entenderla (pero gracias de todas formas.)
    Así que lo que ocurre realmente -haciendo una interpretación de lo ocurrido- es que no has encontrado, hasta ahora, a alguien que te lo hiciera pasar mejor que bien (tienes orgasmos pero consideras el sexo “aburrido”.) Luego, el “problema” (por ponerle algún nombre) está probablemente en alguna parte de la media de las relaciones que has tenido con las espectativas que te hiciste y lo que tuviste. Algo así como decir que estás desilusionada con el sexo, y por eso, no lo tienes.
    Lo que me parece curiosísimo en una chica que estuvo hablando de las declaraciones de amor en el cine, y, realmente, curiosísimo en general, porque es el primer caso que conozco (aunque no es que conozca demasiados.)
    Así que, o has tenido mala suerte, o eres muy exigente.

    Hasta ahí una interpretación personal no exenta de posibles errores.

    Un saludo y mucha suerte.

  2. Lamentables estos egopost, y lamentables las elucubraciones del Nikrom este: “Lo que me parece curiosísimo en una chica que estuvo hablando de las declaraciones de amor en el cine, “, menuda estupidez brodel, esta hablando de que la metan la puntita, no de amor.

    Si hace nada en otro comentario parecia que volvias a la actividad, y que la habias sufrido, o el TLP te esta pasando factura sin la medicacion o disfrutas desconcertando a tus lectores pajilleros.
    Saludos y buena suerte (jurjur).

  3. TLP… ¡mis cojones!

    *Nota: No pretendo ser desconcertante, pajilleros míos, sí, por supuesto, egomaniaca.

  4. Pero me sigue pareciendo curioso, porque al final una cosa llega a la otra. Y me parece más curioso por el hecho de que, como seres vivos, estamos orientados a hacer perdurar la especie.
    Además es la primera vez que me encuentro con que alguien ha decidido no tener sexo porque no disfrutaba con ello. No deja de tener su lógica pero me sigue pareciendo extraño.

    Es una pena que mi comentario personal te haya parecido lamentable, pero no deja de ser lo que pienso.

    ¿Y qué significa TLP?

  5. Significa Trastorno límite de la personalidad, que perdí el culo por buscarlo en el google, soy sumamente infantiloide.

    Nikrom, bonitez, sí que me lo pasaba bien pero no lo suficiente. Para hacer las cosas digamos que a medias, mejor no hacerlas.
    Es posible que Carolo sea un examante mío o uno potencial frustrado, de ahí su estado anímico; así que tampoco te digustes.

    P.D: Yo no creo que sea justo lo que hicieron con Piedrahita; él no es ni remotamente la mitad de feo que esos dos abortos. (Estoy en campaña de antifan, ya te contaré…)

  6. Gracias, Chaplina.
    Pues suerte la próxima vez que tengas un amante.

    Carolo (si sigues ahí) ¿por qué los ego-posts son lamentables? A la gente le gusta hablar de si misma y no hay mejor sitio para ello que el diario personal y el blog. Lamentable sería que los ego-posts fueran en plan queja ñoña: “Es que mi vida es una mierda” “es que nadie me comprende” “es que no quedan hombres como antes” “Es que sólo me leen los pajilleros… y Níkrom”, pero tal como los presenta, no me parecen lamentables, ni mucho menos (y sin intención de hacerle la rosca a nadie) por no comentar el hecho de que nadie está obligado a leerlos…

    Finalmente: He notado cierto cachondeo con mi forma de despedir los post, una forma educada, correcta y con algo de encanto, todo hay que decirlo. Me gusta desear buena suerte a la gente que no me cae mal, porque hay cosas, como que te caiga un piano encima o que se estropeen los motores del vehículo en el que viajas, que no siempre se pueden controlar. Así que comunico mi deseo de que, si hay algo malo que tenga que ocurrir, por lo menos que ella no esté ahí.

    Un saludo a los dos, espero que disfrutéis leyendo esta “lamentable” ego-respuesta tanto como yo escribiéndola, o incluso más.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: